-- CERRAR --

Estudio determinó que las ratas disfrutan de las cosquillas

ratas
Compartir en Facebook

Un estudio publicado por la revista Science, determinó que las ratas al igual que los seres humanos, sienten cosquillas cuando están de buen humor. La investigación que fue desarrollada por los científicos de la Universidad de Berlín, Shimpei Ishiyama y Michael Brechet, encontró actividad neuronal en los roedores, haciendo que estos disfruten de este tipo de estimulación.


En investigaciones hechas anteriormente, habían revelado que las ratas emiten una risa denominada “ultrasónica” que no es audible al oído humano. Por lo que se decidió seguir explorando en el mundo de estos pequeños animalitos, que en la mayoría de los casos, son literalmente el “conejillo de Indias” de los laboratorios científicos.


También puedes leer: Pasajeros de un avión tuvieron que viajar con una fallecida hasta su destino de tres horas.

Se determinó que la risa que emiten los “rattus” se desprende de la corteza somatosensorial, es decir, que viene de la región cerebral, donde se encuentran las neuronas capaces de cumplir con el roll en el humor.


Durante el estudio, se constató que las ratas se mostraron dispuestas a recibir cosquillas por lo que sufrieron saltos de alegría, una vez que fueron acariciadas, un hecho que se manifestó en lo más profundo de la capa somatosensorial. Sin embargo, cuando las ratas se encontraban ansiosas, por ejemplo cuando se las colocaba en lo alto de una plataforma elevada que les causara miedo, la risa provocada por las cosquillas y la actividad neuronal se suprimían de forma significativa.


ratas-1


Cabe destacar que tanto la risa como las cosquillas, tradicionalmente, son consideradas reacciones del “homosapien”, por lo que despierta gran curiosidad que estos pequeños roedores respondan ante el estímulo, eso sí, cuando están de buen humor.


Tanto la risa como las cosquillas, siempre han generado el interés tanto de los científicos como de los psicólogos, ya que prácticamente, cualquier zona del cuerpo es sensible a las cosquillas suaves, mientras que las fuertes sólo se producen al estimular de forma incisiva las áreas específicas del cuerpo, por lo que la reacción inmediata al cosquilleo sea una sonora carcajada.


Marycarmen Villalobos



Déjanos un comentario