Tucucu.com
Sera un mito que la mujer embarazada debe tomar leche no pasteurizada | Haz que tu sesión de fotos del día de tu boda sea la más divertida con estas ideas | Receta de un rico arroz con coco | Obras callejeras en 3D que te dejarán con la boca abierta | Correo electrónico, algunos consejos en la utilización del mismo | Lady Gaga deslumbró en el show más caro del Super Bowl | DEE SNIDER en el Graspop Metal Meeting 2017 | Cómo evitar que te roben contenido con CSS y Javascript | Cómo usar diferentes tipos de post en WordPress | ¡Venezuela, tierra hermosa! Conoce el misterioso lago que está ubicado en Amazonas |

Historia detrás de la arepa de Reina Pepeada



La conocida Arepa de Reina Pepeada tiene su origen en 1955. Heriberto Álvarez un trujillano, se mudó a Caracas para iniciar su propio negocio, y monto una de las primeras areperas de Caracas en la Gran Avenida, en el año 1955 abrieron los «Hermanos Alvarez», en la zona que comunica Plaza Venezuela y Sabana Grande.

Publicidad:

También puedes leer: 25 de septiembre de 1799: Nace Luisa Cáceres de Arismendi en la cuidad de Caracas

Estaba en un punto estratégico y entre sus clientes estaban personajes como Aquiles Nasoa, Oscar Yanes, Billo Frometa y Abelardo Raidi, entre otros.

Ese mismo año, la Señorita Susana Dujim gano el Miss Mundo. Para rendirle homenaje, vistieron de reina a una de sus sobrinas, que tenía apenas 12 años. La sentaron como en un pequeño altar para que la gente la viera en el establecimiento. En ese momento paso un señor y les pregunto porque tenían a esa niña allí. Le explicaron que era un homenaje a la nueva soberana de la belleza. Les dijo: «Pero si ¡yo soy el papa de Susana! Se las voy a traer para acá». Un Viernes, como a las 10:00 de la noche, se apareció la señorita Susana con el papa. El dueño del local, Heriberto Álvarez le dio una arepa rellena con los ingredientes que llevan el nombre actual y le dijo: «Mire esta Reina, así como lo es usted». Ella le dijo «Muchas gracias señor» y se la comió con un jugo de frutas.

Publicidad:

En aquella época a las mujeres de buenas curvas, así como Susana, se les llamaba «Pepeadas». Le pusieron ese apellido a la arepa. La famosa «REINA PEPEADA».

Reina-Pepiada- Susana Dujim