Tucucu.com
Obras de Duma y breve reseña histórica | ¿Cuántas horas deberías dormir… según tu edad? | Antes y despúes: Así lucen las Spice Girls dos décadas después de Wannabe (+Fotos) | Esto es lo que te envejece cuando tienes hijos | Esta invención traída de la India cambiará la forma en que vivimos, para siempre | ¿Te tiñes el cabello de color gris? ¡esta es la nueva tendencia! | Esta es la abuela más divertida de Internet (Videos) | ¿Cómo? Ricky Martin se casa con su novio | Estudiante creó una hoja bioartificial que convierte luz y agua en oxígeno | WOLVERINE vs PREDATOR la batalla final (+Vídeo) |

“Portafoglio” la nueva técnica para comer pizza



¿Eres de los que acostumbra a comer pizza en forma triangular? Pues tranquilo, no eres el único. Es una costumbre de la que todos pecamos y sin remordimiento además. No es que ahora, nos pegue el arrepentimiento, no por comerla, sino por la forma en la que en la mayoría de los restaurantes suelen pica este suculento manjar.

Publicidad:

También puedes leer: Cómo preparar pasta de calabacín con albóndigas

Según el reconocido cocinero, especialista en pizzas, Enzo Coccia, la mejor forma de comer es doblar la pizza por la mitad en media luna y luego esta otra vez a la mitad, para que quede un triángulo, es decir, se debe plegar en cuatro, en forma de “portafoglio”. No es un invento, es una tradición que data de la Italia de 1850.

Luego de doblarla, es momento de “hincarle el diente” y por supuesto comerla con las manos. De esta manera, nos estaríamos comiendo a la vez todos los ingredientes y no se desparramaría los champiñones no el jamón o maíz, con la suerte además de evitar accidentes de quemaduras en el paladar con el queso fundido.

Publicidad:

pizza-1

Por otro lado, para que la ingesta no sea tan grotesca, la masa debe ser preferiblemente fina, cosa que solo funciona con la pizza napolitana, la auténtica.

Otra de las maneras de comprobar si la masa es suficientemente fina y blanda, por lo que es importante agarrar un triángulo en la mano y corroborar que el vértice caiga hacia abajo doblándose, con estas dimensiones la técnica “a portafoglio” funciona a la perfección.