Esto es a causa de que en la cultura japonesa el 4 y 9 son estimados de mala suerte. Según se expone el número 4 se pronuncia casi igual que la palabra “muerte”, y el número 9 como la palabra “dolor”.

También puedes leer: Fotos: Así fue la “amazing boda” de esta pareja venezolana

Por razones de antepasado en algunos hospitales no existe la habitación número 42 (shi-ni) ya que es de mal augurio, logrando ser su significado la expresión “prepararse para morir”.


Y en maternidad ni siquiera se pronuncia el 43(shi-zan) ya que silba igual que “parto muerto”. Esto es imprudente tomando en cuenta que los japones afirman no vivir atemorizados por las supersticiones.

Y de acuerdo a estudios nuevos los pisos de segunda mano localizados en las plantas 4 y 9 que se ponían a la venta tardaban más en venderse y tenían un precio más económico.

Otro dato curioso es que muchas familias japonesas designan a los hijos mediante números. Los más frecuentes nombres masculinos Ichirō , Jirō , Saburō , Shirō y Gorō para el primer hijo, el segundo, el tercero, el cuarto y el quinto, respectivamente.

Publicidad:

También puedes leer: Se acuerdan de esta comiquita «Sailor Moon»
Visitas:




Loading...

Esto es a causa de que en la cultura japonesa el 4 y 9 son estimados de mala suerte. Según se expone el número 4 se pronuncia casi…