En un momento en donde la tecnología está cambiando la forma de hacer las cosas, cualquier cosa puede suceder, hasta lo menos imaginado.

También puedes leer: Cómo combatir la gripe en los niños en esta temporada

La empresa Soft On Demand abrió un local en Akihabara, Tokio, que cuenta con habitaciones insonorizados y privados donde los usuarios reciben unos lentes de realidad virtual y una película pornográfica especialmente grabados para este tipo de plataformas. Las habitaciones son bastante sencillas ya que tienen el aspecto de pequeñas oficinas. Las películas duran un poco mas de una hora y cuestan unos 6 dólares.


Este tipo de experiencias no son nuevas ya que el sitio PornHub desde 2016 incorporó una secció para los consumidores de este tipo de contenido. Lo realmente nuevo es la implementación de habitaciones totalmente pensados para el consumo de estas películas, que lo hacen una especie de cine privado.

Visitas:

En un momento en donde la tecnología está cambiando la forma de hacer las cosas, cualquier cosa puede suceder, hasta lo menos imaginado. La empresa…