Tucucu.com
Fantasmas: LA FUTAKUCHI-ONNA | Conoce el nuevo gimnasio ecológico | ¿Pena de estornudar en público? Descubre lo que pasa cuando aguantas el estornudo | ¿Cuántas veces a la semana debes tener sexo para no envejecer? ¡Aquí te lo decimos! | De los creadores del Grumpy Cat llegó el gato malvado (+Fotos) | Agua de Rosas: beneficios para la piel | Destrozan la estrella de Donald Trump en el Paseo de la Fama de Hollywood | EEUU acusó de fraude y conspiración a un ejecutivo de Volkswagen | Cómo planificar unas vacaciones excelentes  | ¿Cómo usar Cocacola para limpiar el SARRO de tu inodoro? |

¿Por qué es tan difícil dejar de fumar?


Cerca del 80% de las personas que se deciden a dejar de fumar eventualmente recaen en el tabaquismo. ¿Por qué es tan difícil abandonar el vicio? Un nuevo estudio demuestra que los fumadores sufriendo de abstinencia de nicotina experimentan cambios cerebrales que dificultan el autocontrol conciente sobre los antojos.

Publicidad:

También puedes leer: Los 8 Mejores Alimentos para aumentar la masa muscular

Un grupo de investigadores de la Universidad de Pensilvania y el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIDA) de Estados Unidos, liderado por la Dra. Caryn Lerman, demostró que los fumadores que se abstienen del cigarro presentan una  interconectividad cerebral debilitada, reduciendo su habilidad de cambiar del estado mental «por defecto» a uno de control, lo que les ayudaría a mantener su resolución.

Durante el estudio, los científicos realizaron tomografías a 37 fumadores (sanos en todo salvo su adicción), entre los 19 y 61 años de edad, que consumían más de 10 cigarros al día. Su actividad cerebral fue monitoreada durante dos sesiones diferentes; la primera tras 24 horas de abstinencia y la segunda después de fumar.

Publicidad:

Las imágenes por resonancia magnética mostraron una conectividad cerebral mucho más frágil cuando se encontraban en abstinencia que saciados. La dificultad por alcanzar un estado mental de control se asoció a la ansiedad, mal humor y demás síntomas de abstinencia, sugiriendo que la falta de conectividad hace que sea más difícil para las personas dejar de fumar.

Los resultados, publicados en JAMA Psychiatry, demuestran que existe una causa neurobiológica por la cual tantas personas recaen en el tabaquismo y podría abrir las puertas a nuevas maneras de identificar a los fumadores en riesgo de reincidir que necesiten terapias más intensivas.