La gran rivalidad que tienen las empresas Microsoft y Sony, en el tema de consolas es de un nivel abismal, lo único que busca cada empresa en sus consolas es obviamente la supuesta “perfección”, pero el ideal principal es superar a su contrincante tanto al nivel de ganancia como de estética y la diversión que le tiene que dar a su público en general, aun asi, ninguna empresa a llegado a lograr el punto de “perfección”.

También puedes leer: La Gran Guerra Entre Xbox One y PS4!

Desde su aparición, todos recordamos cómo fue que Xbox One comenzó marcando el terreno con algunas características que luego, a pedido de los usuarios, elimino.
Estamos hablando de la necesidad de que Xbox One estuviera siempre conectado a internet para funcionar, que los juegos no fueran transferibles o prestados y que necesitaría de Kinect para hacer uso de ella.


Todo esto fue descartado colocando a Xbox One y PS4 en la misma línea en cuanto a estos temas, ya que la consola de Sony tampoco puso estas restricciones.

 

Publicidad:

También puedes leer: ¡No lo podrás creer! Maduro apareció en GTA (Video+Fotos)

 

Precios de Xbox One y PS4

Xbox One: 499 dólares, noviembre de 2013.

Publicidad:

PS4: 399 dólares, noviembre de 2013.

 

Hardware de PS4 y Xbox One

En cuanto al poder interno de las consolas podemos decir que Sony ha destacado siempre que su consola es 30% más poderosa que la de Microsoft. Sin embargo, desde las oficinas de Xbox One nunca admitieron esto y han declarado que no existe tal diferencia entre una y otra consola, y que Xbox One está a la altura.

Ambas consolas utilizan un CPU x86 octa-core de AMD, la única diferencia es que mientras Sony usa un CPU x86-64 “Jaguar”, Microsoft ha colocado un x86 octa-core modificado por la empresa.
Ambas empresas han combinado GPU y CPU en sus consolas bajo un solo chip.

La diferencia sí esté en su memoria RAM ya que PlayStation 4 utiliza una memoria de 8GB GDDR5 mientras que Microsoft tiene en su Xbox One una memoria RAM de 8GB DDR3. Cierto es que aquí Sony ha tomado la ventaja, pero al parecer esto ocurre ya que el sistema operativo de PlayStation 4 demanda más memoria RAM que el de Xbox One.

Accesorios

 

Los mandos obviamente son totalmente diferentes, el pad del mando de PS4 es el que marca la gran diferencia en la generación de estos controles
Kinect, su mejor y más avanzado periférico, que en sucesivas mejoras ha logrado acortar la distancia de uso y ha agregado nuevas características como la posibilidad de funcionar a mayor velocidad, trabajar con poca luz y detección de aspectos como la posición de los músculos y la temperatura corporal, es de el gran Xbox One.

Visitas:

La gran rivalidad que tienen las empresas Microsoft y Sony, en el tema de consolas es de un nivel abismal, lo único que busca cada…