Tucucu.com
Luis Fonsi es padre por segunda vez | En fotos “Salvado por la campana” antes y ahora (+Fotos) (Save by the bell) | Regla de Oro: desmaquilla tus ojos antes de dormir | Familia encuentra a una serpiente pitón en su cocina | Los beneficios del café para la salud | 30 ingeniosos diseños de vestidos que te harán alucinar | Fortalece tu relación: Conoce las 5 cosas más incómodas y comunes entre parejas | Mira que bonitas estas mantarrayas bebé | Día Mundial de la Salud | La YouTuber Yuya se casa. |

Entérate de los 4 secretos japoneses para estar en forma



En Tokio, una turista encontró solución a su sobrepeso cuando compartió sus preocupaciones al respecto de su peso con una habitante del sector donde se encontraba. La turista se encontraba en una situación difícil tratando de bajar de peso hacia entrenamientos agotadores, intento dejar de comer dulce y sus dietas eran tormentosas.

Publicidad:

También puedes leer: Fotografía rara de una niña con un ASTRONAUTA atrás

La Señora que la yudo al escuchar todas sus quejas le dijo «Toma un baño caliente, te ayudará». «¿Un baño caliente? ¿Qué tiene que ver con la pérdida de peso?». Pues hay  encontró solución a todos sus problemas, pasaron 7 años y solo escucho su cuerpo y cambio su actitud eso la ayudo a perder 30 kilos sin esfuerzo alguno cosa sumamente increíble pues había tratado por años perder peso sin ningún resultado. Ahora les ayudo a las personas a ser saludables usando los logros de la ciencia occidental y la sabiduría oriental.

Las siguientes 4 cosas son fundamentales para aquellos que quieren lucir y sentirse bien a la vez.

Publicidad:

1. Si te entrenas como un luchador de sumo, lucirás como uno.
Me entrenaba como loca y me convertía en una verdadera depredadora. No importaba lo saludable que fuera mi comida, las porciones eran demasiado grandes. Inconscientemente comía más de lo que necesitaba. Después de un entrenamiento duro y una cena deliciosa quería dormir. Como resultado, entrenaba músculos sobre los cuales crecía una capa de grasa. Una respiración tranquila envía señales al organismo de que todo está bien y el cuerpo se concentra en consumir grasa para obtener energía. Sin embargo, en cuanto el cuerpo entra en estado de estrés, la respiración se agita y el cerebro envía señales de que necesita recibir una gran dosis de energía que, sobre todo, está contenida en lo dulce.
2. El calor es la vida.
El concepto de energía de alimentos es muy popular entre los dietólogos occidentales. Está basado en el principio oriental: el calor es la vida. La comida es la energía que consumimos para vivir.
Muchos dietólogos aconsejan consumir frutas y verduras frescas y muchas hierbas aromáticas. Sin duda, es saludable, pero una cantidad grande de alimentos crudos enfría el organismo, lo cual te provoca más hambre porque el cuerpo tiende a calentarse. Es decir, comes pero quieres comer aún más.
Las verduras se deben comer pero no olvides que también puedes freírlas, cocerlas o asarlas. Tal vez pierdan una parte de vitaminas pero tendrán más calor y, por lo tanto, más energía para tu cuerpo.
3. Beber a la hora de comer no es recomendable.
En Japón jamás beben mientras comen: en primer lugar, porque las bebidas enfrían el cuerpo. Y en segundo lugar, porque influyen mal en la digestión. Los científicos lo explican así: el agua neutraliza el ácido que produce el estómago para la digestión, como resultado, el organismo gasta más energía en este proceso y próximamente tendrás hambre otra vez. Puedes llenar tu organismo con líquido con la misma comida: por ejemplo, existen caldos tibios que los japoneses adoran.
4. Un baño caliente prolonga la vida.
¿Has notado lo descansado que sientes tu cuerpo después de un baño caliente? Los músculos se relajan, la sangre empieza a circular más rápido. Si te acostumbras a tomar un baño caliente más de 2 veces al mes, purificarás tu piel y mejorarás tu digestión.
Los japoneses llenan las bañeras hasta el nivel del corazón: con un nivel mayor de agua, subirá tu presión, lo cual no es saludable. La temperatura del agua también es importante: 38-40°С es la temperatura perfecta para mejorar la circulación sanguínea.