Tucucu.com
Cría cuervos y te sacarán los ojos, una mentira desmentida por una niña de 8 años | App permite enviar archivos sin que importe su tamaño | Las impresionantes tormentas de arena de Phoenix en Arizona (+Fotos) | Beneficios si caminas 30 minutos al día | Vídeo tutorial para participar en el Sibelius Fest | Este es el «making of» del nuevo disco de Red Fang | Las modelos gorditas ya son un hecho | Tono carbón, la nueva tendencia de color de cabello que está causando furor | Águila queda atrapado en el parachoques de un carro después de Matthew | Te gusta beber, formas ingeniosas para esconder el alcohol |

De morir, manada de guepardos persigue a una madre y su bebé (Video)


Los carteles no dejan lugar a dudas. “Está prohibido salir de los vehículos”, dice en todos los idiomas posibles.

Publicidad:

También puedes leer: Poodle recibe una herencia millonaria mientras tu te matas trabajando

Infobae

Sin embargo, a una familia francesa le pareció que no había necesidad de respetarlos. Evidentemente, consideraron que la manada de chitas que tenían ante sí era totalmente inofensiva.

Publicidad:

Los turistas que iban detrás de los franceses en el parque safari Beekse Bergen, ubicado en el sur de Holanda, no podían creer lo que veían. Con un celular grabaron toda la secuencia, gritando con angustia al percibir que una tragedia era inminente.

El aterrador encuentro entre los animales y la familia se produjo cuando los padres y sus tres hijos se alejaron varios metros de su auto para subir a una colina. Por detrás, las chitas se les acercaron hasta quedar a escasos metros de distancia.

El padre y el hijo más grande se dieron cuenta a tiempo y corrieron hasta el vehículo antes de la llegada de las fieras, que rodearon a los otros tres. Cuando se dio cuenta de lo que pasaba, la madre alzó a su hijo más pequeño y trató de espantar con la mano a las chitas, mientras se aproximaba a su auto.

Increíblemente, más allá de algunas amenazas, las fieras decidieron no atacar. Toda la familia logró salir ilesa del parque, aunque probablemente nunca olviden el susto que pasaron.