Cabe destacar que estas bebidas son muy efectivas, pero debemos ser constantes en su consumo para poder obtener los resultados deseados, ya que estos no son inmediatos

También puedes leer: Algunos consejos para evitar el desagradable olor de las axilas

1. Infusión de manzanilla


La infusión de manzanilla es una de las mejores bebidas que se pueden ingerir en horas de la noche. Es muy suave con la digestión y apoya la depuración del hígado gracias a sus antioxidantes.
También cuenta con propiedades sedantes que controlar el sistema nervioso, a la vez que alivia el estrés y mejora la calidad de sueño.
Por último, cabe destacar que cuenta con agentes antiinflamatorios, ideales para aliviar los músculos y tejidos inflamados.
Ingredientes

    1. 1 cucharada de flores de manzanilla (10 g)
    1. 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?
Coloca a hervir la taza de agua y, cuando rompa en ebullición, retírala del fuego y agrégale las flores de manzanilla.
Déjala reposar durante 10 minutos y bebe.
Repite su consumo cada noche, mínimo dos semanas.

2. Agua tibia con limón

Publicidad:

También puedes leer: Los problemas en pareja más comunes y posibles soluciones
El agua tibia con limón es una bebida popular para empezar el día, pero tomarla en horas de la noche también tiene increíbles beneficios.
El limón es un ingrediente con cualidades diuréticas y depurativas que apoyan la función hepática para mejorar la salud.
Ingredientes

    1. 1 limón
    1. 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?
Calienta el agua y agrégale el zumo de limón.
Tómala media hora antes de ir a dormir durante, al menos, tres semanas seguidas.

3. Té de jengibre y limón

Publicidad:

El jengibre y el limón son una combinación perfecta para bajar de peso y mejorar la salud. Ambos contienen cantidades significativas de vitamina C y otros antioxidantes que alejan las enfermedades mientras apoyan la función del metabolismo.
Por un lado, el jengibre es antiinflamatorio y contribuye a tratar afecciones comunes como la celulitis. También cuenta con un efecto termogénico que aumenta la eliminación de calorías y sustancia de desechos.
Por su parte, el limón fortalece el sistema inmunológico y actúa como un poderoso depurativo que nos ayuda a rebajar la hinchazón del vientre.
Ingredientes

    1. 1 rodaja de jengibre
    1. ½ limón
    1. 1 taza de agua (250 ml)

¿Qué debes hacer?
Coloca a hervir la taza de agua y agrégale la rebanada de jengibre y el zumo de medio limón.
Déjalo reposar de 10 a 15 minutos y tómalo a sorbos.
Consúmela mínimo tres veces por semana.

Visitas:

Cabe destacar que estas bebidas son muy efectivas, pero debemos ser constantes en su consumo para poder obtener los resultados deseados, ya que estos no…