Tucucu.com
Aprende esta receta de pesto de aguacate | 10 Consejos para cuidar pieles mayores de 40 | “Contagios” es el nuevo tema de la banda Of Mice And Men | Los mejores memes tras la pelea de gatas entre Osmariel y Diosa | Súper Mario llega a los teléfonos móviles | Muñecas y Muñecos sexuales más reales que nunca. | ¡Susto! Huracán Matthew se presentó en forma de calavera | «Era» es el nuevo video de la banda Opeth | Un elefante pinta un elefante insólito | Los temas que te harán discutir en tus reuniones sociales |

Jolie Hargars conocida como la hija de Satán



La historia de Jolie Hargars es tan macabra como su muerte. Nació en el seno de una familia cristiana en Nueva Inglaterra, una región del noreste de los Estados Unidos, en 1884. Tuvo una niñez cautivadora hasta el año 1890, cuando contaba con 6 años, momento en el que impactó a sus padres diciendo que era hija de Satán. A partir de ese punto, se despertaba a mitad de la madrugada y se quedaba sonriendo sola a la oscuridad de su habitación. En 1896, con solo 12 años, prendió fuego a su casa con sus propias manos y dijo que era para cumplir una petición de su maestro. Sus padres de inmediato se mudaron de la ciudad y se trasladaron a Providence, Rhode Island. Una tarde del año 1898, antes de cumplir los 15 años, sus padres la encontraron sentada y sonriendo en su habitación. Sus ojos habían sido arrancados por un buitre el cual se encontraba posado a su lado, se los estaba comiendo. A pesar de su condición, emitía palabras de su boca que sus padres llegaron a escuchar. «Volo ire perdones, Daemonium. Volo ire perdones, Satanae» decía Jolie, que quiere decir «Quiero ir contigo demonio, quiero ir contigo Satanás».

Publicidad:

También puedes leer: Time elige como “Persona del Año” a Trump

La leyenda dice que antes de morir maldijo a todos aquellos que lean o escuchen sus palabras, ya que de ese modo entrego su alma a Satán. Según la leyenda, tienes 10 minutos para hacer que algún amigo o conocido lea la leyenda de Jolie Hargars, si lo ignoras, esta misma noche aparecerá el mal mismo en forma de un buitre al costado de donde te encuentres durmiendo. El buitre estará allí reclamando aquello que le quito a Jolie, en tu caso, tus propios ojos. La leyenda termina diciendo:

«Sé sensato. Te metiste en esto y lo ideal es que mueras con dignidad. Deja que el buitre te arranque los ojos esta noche y no involucres a nadie. De lo contrario, sé un cobarde y pasa la maldición a alguien más. Sálvate entonces de ser maldecido para siempre.»

Publicidad: